8 de agosto de 2007

COMO FORJAR UN MARERO

Siempre que leo lo que escribe mi amiga Ana me queda la grata sensación de leer un periodismo comprometido que ya perdimos; un periodismo que no está pendiente de subvenciones, publicidades, influencias, ni halagos. Su espacio haría de inmediato acallar a todos aquellos que minusvaloran la utilidad del mundo de la blogosfera.

Lo que he leído esta mañana acerca de la formula prescrita para formar un marero no tiene desperdicio ni por la ironía y sensibilidad social que atesora, ni por la verdad que proclama.

13 comentarios:

  1. A mi también me impresionó esa entrada de Ana, de paso me ha hecho reflexionar acerca de como en estas elecciones se enfoca a los mareros como causa de la injusticia en Guatemala cuando yo creo que los pondría mas bien como consecuencia de la injusticia. La causa son los generales genocidas, gobernantes corruptos, empresarios abusadores.

    ResponderEliminar
  2. Sí exacto y lo crudo es que enfocarlos como víctimas con todo lo que hacen es difícil pero en una charla, con mi esposa, convenímos que una de las causas es la desestructuración familiar tan tremenda que existe en Guatemala, debida fundamentalmente a machismo de ellos y (lo más lamentable) de ellas.

    --
    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. EL AMOR NO SABE DE SUBSISTENCIA , NI EL HAMBRE ENTIENDE DE SACRIFICIOS, ESAS NECESIDADES HAY QUE CUBRIRLAS COMO SEAN, Y SI ES A TRVES DE PEGAMENTO Y DE ROBAR, ESO ES LO QUE APRENDEN Y LO VEN NATURAL...DESGARRADOR COMO LA VIDA MISMA...

    ResponderEliminar
  4. Querido Amigo, aunque el post que enlazaste me parece una buena historia tiendo a estar en desacuerdo con el, ya que aunque hay partes que parecen lucidas otras denigran y estan alejadas de cierta realidad, al rato comento en el blog de nuestra amiga mi particular punto de vista.
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Estimado amigo Goathemala:

    Leí el artículo, y me parece que si se adapta a la realidad de el caso de tantos que hay.

    El caso más sabido sobre las maras, es aquel que gracias a la guerra de 36 años, sumió a gran parte de la población en la miseria, la pobreza, hijos sin padres.
    Recordar que mientras los 2 imperios dominantes ponían las armas, nuestros países centroamericanos ponían los muertos y hoy, gran parte de lo que se vive es violencia y hambre.

    Se necesita que nuestras sociedades maduren e inmediatamente ajusten las necesidades de todos estos seres humanos a los de una sociedad digna y feliz.

    ResponderEliminar
  6. Alexis, desgarrador que encuentren más amparo en esos grupos que en su familia. En España, aunque el caldo de cultivo es distinto, hay que estar muy pendientes porque hay un germen de ellas.

    G. Ruiz, el escrito de Ana está repleto de sarcasmo, por eso te puede parecer otra cosa que no es. Me gustaría conocer tu opinión.

    Roberto, exacto, las tensiones bélicas de aquella Centroamérica de finales de los ochenta les vino perfectas a los primeros pandilleros que llegaron de Los Angeles.

    --
    Saludos y gracias por los comentarios.

    ResponderEliminar
  7. Lo mas triste de esta historia, es que siempre nos conmovemos ante tanta desigualdad, injusticia social. Pero seguimos siendo espectadores de la miseria humana, participes de ella por apagar nuestros sentidos ante tanto dolor de nuestros congeneres.

    A veces otros nos amarran las manos. Y es duro, pero no dejamos de ser coautores de tanta pobreza.

    Y los gobiernos se llevan la mayoria de los creditos.


    abrazos

    ResponderEliminar
  8. He ido al blog de Ana y he leido la formula para formar un marero.
    El articulo es sorprendente y real como la vida misma. En Venezuela allá por los años sesenta, la situación era la misma y me dicen que hoy en dia, aun es peor. No mejora nada el enfermo, que lastima.
    Ya lo decía Lorca,

    "Porque ya no hay quien reparta el pan y el vino

    Ni quien cultive hierbas en la boca del muerto

    No hay más que un millón de herreros

    Forjando cadenas para los niños que han de venir".

    Un abrazo
    Nerim

    ResponderEliminar
  9. Como le dije a Ana en su Blog: Por situaciones tan deprimentes como estas de la vida real y que a lo largo de la m�a y mi carrera he visto, es que tal vez que yo escribo pura Babosadas.

    Saludos amigo y gracias por el link de Anna. Sumamente interesante!

    ResponderEliminar
  10. Me afecto muchisimo el articulo, pura verdad en altas cuotas de concentracion, de la que todos somos responsables por accion u omision. Te agradezco mucho presentarnos a Ana, sus letras realmente no tienen desperdicio. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Pues sí, el texto es directo pero muy real, es verdad que su forma de escribir es muy buena y auténtica.

    ResponderEliminar
  12. Cierto, un buen artítulo. Directo y casi tan cruel como real.
    Gracias por el enlace.

    Besos

    ResponderEliminar
  13. Gracias por recomendar la entrada de Ana, coincido completamente. Paso por su blog a dejar un comentario.
    Gracies.

    ResponderEliminar