6 de octubre de 2006

LAS ALUCINACIONES DE DON AURELIO

Dedicado a Max Estrella gran amigo y artífice secreto de que este tinglado tome forma.

Leí que hace poco crearon el Instituto Forense en Guatemala - mejor no pensar como investigaba sin él la policía-. Imaginé la vida de sus recientes trabajadores seguramente poco habituados a esa avalancha de fenecidos. Del contraste entre su dura realidad y el bello paisaje que les rodea, nace esta imaginación.


Don Aurelio, médico adjunto del Instituto Forense Nacional de Guatemala, necesitaba cada día ejercer una pausa en su trabajo.

Los muertos pueden esperar un momentito, pensaba.

Aprovechaba el intervalo para subir presuroso al despacho a escuchar jazz y regalarse la vista. Buscaba un ajado disco de Al Cohn y con los primeros acordes de saxo ya estaba oteando el paisaje desde su ventana. A lo lejos las azuladas siluetas de los volcanes presidían el horizonte. En primer plano, el mercado le ofrecía un torbellino de gente. Don Aurelio miraba la escena sin pestañear, forzándose la vista. En poco tiempo el torbellino de colores era aspirado por su mente.

Verdes. Verdes. Inacabables verdes de las montañas arboladas, ardientes rojos, imposibles fucsias, amarillos retadores que yacían todos en los huipiles de las indígenas.

Alucinado, palpitante y seducido por la música colorida, regresaba al trabajo.

Las malas lenguas decían que aprovechaba los descansos para subir a ponerse algo. ¿Cómo explicar ese buen humor, la mirada dilatada, el carácter ausente?

Don Aurelio conocía esos disparates pero le importaban poco.

- Sin darme un breve baño de vida - meditaba- sería incapaz de regresar a éste trabajo de muerte.

Foto: http://www.flickr.com/photos/javierucles/

8 comentarios:

  1. Muchísimas gracias,amigo,me ha encantado.El relato es encantador y está a la altura de los grandes del realismo mágico.Por cierto, yo solo di un empujoncito, la materia prima es espectacular y las raíces profundísimas.
    mi más completa admiración y afecto.
    un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  2. gracias por visitarnos, haremos lo mismo, te leeremos con calma

    ResponderEliminar
  3. Pero por el off topic.

    ¿Como se puede convertir un post en mp3?

    Me has dejado alucinado.

    ResponderEliminar
  4. Te contesté en tu mail, un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Que tal Goathemala...buenas fotos eh? sabe a mi me parece que esa de los colores es algo de Guatemala...la tela tipica o algo asi...no se eso parece...ta bien mano nos seguimos leyendo entonces...

    un saludo pue,

    ResponderEliminar
  6. Que sabio era don Aurelio, a veces no se necesita más que mirar y ver el paisaje para llenarnos de energía, eso sí, si se sabe mirar y ver...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Descanso mi vista entre la energia descarada que transcurre en el dia.
    Regreso menos maldito a observar el intercambio de lo descarado por lo tranquilo.
    Asi vuelvo a trabajar apacible.




    Pronto vuelvo...

    ResponderEliminar
  8. Gracias por tus palabras..., hermosa cascada en tu adorable país y volveré a leerte como te mereces
    Gab

    ResponderEliminar